WomensLaw no es solamente para mujeres. Servimos y apoyamos a todos/as los/as sobrevivientes no importa su sexo o género.

Importante: Aun si las cortes están cerradas puede haber una forma para pedir una orden de protección y recursos de emergencia. Vea las Cortes y el COVID-19.

Sobre el Maltrato

Agresión Sexual / Violación

Agresión Sexual / Violación

Actualizada: 
24 de febrero de 2021

En esta sección encontrará información sobre la agresión sexual y la violación, incluyendo la violación estatutaria. También incluimos información sobre qué hacer luego de ser agredido/a sexualmente, qué puede hacer si no está preparado/a para reportar una agresión sexual en estos momentos pero puede querer hacerlo en el futuro, y más.

Información básica

¿Qué es la agresión sexual?

El término “agresión sexual” por lo general significa contacto sexual no deseado, a menudo usando fuerza, incluyendo la violación. La agresión sexual o la violación le pueden suceder a cualquiera sin importar su género, edad u orientación sexual.

Algunas veces, las personas son agredidas sexualmente o violadas por extraños/as. Pero más comúnmente, la agresión sexual es por parte de una persona conocida – un/a amigo/a, novio/a, familiar, conocido/a, e incluso por su pareja o esposo/a. De acuerdo a los datos del Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), entre las víctimas femeninas, el 51.1% de los/as agresores/as eran parejas íntimas, 12.5% eran familiares, 40.8% conocidos/as, y 13.8% desconocidos/as.1 Muchas veces hay una coincidencia entre la violencia doméstica y la agresión sexual. Los/as agresores/as utilizan la agresión sexual como un medio para hacerle daño a su pareja. Se estima que entre el 40% y el 45% de las mujeres en relaciones abusivas también serán agredidas sexualmente durante la relación.2

La agresión sexual o la violación le pueden pasar a cualquiera, sin importar su género, edad u orientación sexual.

Las definiciones legales de los delitos relacionados a la agresión sexual son precisas y varían por estado. Enumeramos algunos (no todos) los delitos relacionados a la agresión sexual en cada estado en la página de Crímenes.

1The National Intimate Partner and Sexual Violence Survey: 2010 Summary Report,​ Centros para el Control y Prevención de Enfermedades
2 Tjaden, P. & Thoennes, N., Extent, nature, and consequences of intimate partner violence: Findings from the national violence against women survey (2000)

¿Qué es la violación?

La violación es una forma de agresión sexual.  Como hemos mencionado antes, las definiciones legales son diferentes en cada estado, pero generalmente, la violación es coito sexual forzado.  No es necesario que la fuerza sea física, donde el/la agresor/a domina a la víctima físicamente; la fuerza puede incluir la coacción psicológica (ser convencido/a para que lo haga), amenazas de hacerle daño a la persona o a un/a ser querido si no accede al sexo, u otras circunstancias en las que la víctima se siente que la única opción es acceder al sexo no deseado.  La violación también puede incluir situaciones en las que la víctima esté borracho/a, drogado/a, dormido/a, inconsciente, o por cualquier otra razón no puede consentir.  Una de cada 5 mujeres y 1 de cada 77 hombres, ha experimentado una violación durante su vida.1

La mayoría de las definiciones legales de la violación incluyen la penetración vaginal, anal u oral hecha por una parte del cuerpo o un objeto.  En cada estado, la violación marital también es un delito.  Eso quiere decir que es ilegal que su esposo/a le obligue a tener sexo sin su consentimiento. 

Las definiciones legales de delitos relacionados a la violación son precisas y varían de estado en estado.  Tenemos una lista de algunos (no todos) de los delitos relacionados a la violación en cada estado en nuestra página de Crímenes

1The National Intimate Partner and Sexual Violence Survey (NISVS): 2010 Summary Report. Atlanta, GA: Centro Nacional del Control y la Prevención de Daños, Centro para la Prevención y el Control de Enfermedades. 

 

¿Qué es una violación estatutaria?

La violación estatutaria se refiere a relaciones sexuales con un/a menor de edad cuando el sexo es consentido por ambas partes, no es forzado.  Es un crimen y se considera una violación porque el/la menor es considerado/a demasiado joven para dar su consentimiento legal para tener sexo o contacto sexual.  La edad en la que se considera a una persona demasiado joven para dar su consentimiento a tener relaciones sexuales o contacto sexual varía en cada estado, y por lo general varía dependiendo del crimen.  Por ejemplo, si una persona adulta tiene “relaciones sexuales consensuales” con un/a menor de 12 años, esto puede considerarse una violación de primer grado, la cual conlleva a una sentencia grave.  Si una persona adulta tiene sexo con una persona que tiene 16 años, esto pude considerarse una violación en tercer grado, la cual conlleva una pena más leve.  Además, para una víctima de 16 o 17 años, es posible que el/la adulto/a tenga que tener 5 o 10 años más que la víctima, dependiendo del estado.  Sin embargo, éstos son sólo ejemplos y estas reglas son muy distintas en cada estado.  Para información específica de las leyes de violación estatutaria en su estado, favor de enviarnos un correo a nuestra Línea Informativa por Email.

También, cada estado tiene sus propias leyes en contra de los actos sexuales con menores aparte del coito.  Esto incluye contacto sexual físico, sexo oral, exponer sus genitales, etc.  Para información específica de las leyes de contacto sexual en su estado, puede encontrar un/a abogado/a en su estado en nuestra página Encontrando a un Abogado.

Los pasos a tomar después de una agresión sexual

¿Qué puedo hacer si he sido agredido/a sexualmente recientemente?

Muchas personas en la sociedad no comprenden el alcance del trauma sufrido por víctimas de violación y agresión sexual. Si usted no tiene lesiones físicas visibles de la agresión, puede que los/las amigos y parientes piensen que usted esté bien. Sin embargo, es posible que haya lesiones físicas y psicológicas que usted (y otros/as) no puedan ver.

Estas son algunas sugerencias que usted puede considerar para conseguir el apoyo práctico y emocional que necesite. Dependiendo de lo que usted piense que sea lo mejor en su situación, puede hacer todo o parte de lo siguiente:

  • Vaya a un lugar seguro (por ejemplo, el hospital o la comisaría de la policía más cercana o a la casa de alguien).
  • Puede llamar al 911 o ir su comisaría local de la policía para denunciar la agresión y pedirles que empiecen una investigación criminal. La policía debe investigar y es posible que arreste a el/la agresor/a. (Si el/la agresor/a es acusado/a por un delito, puede que se le otorgue a usted una orden de protección criminal automáticamente.)
  • Es posible que usted pueda solicitar una orden de protección civil y recibir una orden temporal inmediata ex parte, para ordenarle que el/la agresor/a se mantenga a cierta distancia de usted. Hay ciertos requisitos con los que hay que cumplir para solicitar una orden de protección civil – se puede leer sobre las órdenes disponibles en nuestra página de Órdenes de Restricción.
  • Llame al programa de crisis de violación más cercano para intervención de crisis, acompañamiento al hospital, consejería, intercesoría en la corte, grupos de apoyo para usted o para su pareja, información y recomendaciones para otros servicios. También hay líneas de crisis de 24 horas a las que se puede llamar en cualquier momento para recibir apoyo y hablar de sus opciones en cuanto a denunciar la agresión.
  • Vaya a la sala de emergencias de su hospital local para cuidado médico inmediato y para ver si hay daño físico, para prevenir enfermedades transmitidas sexualmente y el embarazo, y para conseguir consejería y recopilar evidencia. La recopilación de evidencia no requiere que usted tiene que hacer una denuncia formal a la policía ni presentar cargos; sólo mantiene estas opciones disponibles para el futuro. Para recopilar evidencia, es mejor que no se duche, no se peine y no se cambie la ropa antes de ir al hospital. Muchos estados tienen un programa de compensación para víctimas del crimen que puede ayudarle con los gastos médicos y de terapia junto con los otros gastos relacionados a la agresión. Su programa local de crisis por violación puede darle más información sobre este proceso y sobre sus derechos como víctima de crimen. Puede encontrar las organizaciones de agresión sexual listadas aquí en el sitio web de RAINN. También puede encontrar intercesores/as en una organización local de violencia doméstica o en un programa de agresión sexual en nuestra página Intercesoras y Albergues.
  • Dígale lo que pasó a alguien en que confíe que puede ayudarle y apoyarle.1
  • Si es un/a estudiante, es posible que pueda presentar una querella con la administración de su escuela o universidad y/o recibir servicios de consejería. Vea nuestra página ¿Qué puedo hacer si soy víctima de agresión sexual en mi escuela o universidad?

1 Vea la Alianza de NYC contra la Agresión Sexual

¿Qué puedo hacer si alguien me agredió sexualmente en el pasado?

Incluso si la agresión sexual ocurrió en el pasado, es posible que usted pueda denunciar el abuso a la policía si quiere que el agresor/a se haga criminalmente responsable.  Aunque una investigación que tiene lugar meses o años después de la agresión puede tener sus dificultades legales, la policía todavía podría investigar una agresión sexual pasada si el estatuto de limitaciones del acto criminal todavía no ha vencido.  Un estatuto de limitaciones es un período de tiempo legal en el cual se puede enjuiciar a alguien por cometer un delito – cada estado tiene su propio estatuto de limitaciones para cada delito.  Después del vencimiento (fecha de caducidad) del estatuto de limitaciones, no es posible enjuiciar criminalmente a el/la agresor/a, aunque es posible que se pueda presentar una demanda civil.  Pero, dependiendo de hace cuánto tiempo ocurrió la agresión y cuántos años tenía la víctima, el estatuto de limitaciones para la agresión sexual puede ser de muchos años.  RAINN tiene un enlace al estatuto de limitaciones de cada estado en su sitio web si quiere saber cuál es el estatuto de limitaciones para el estado en que la agresión sexual ocurrió.  Si le interesa presentar cargos por una agresión sexual que ocurrió en el pasado, puede leer más en el sitio web de RAINN y puede que quiera contactar a un/a abogado/a de nuestra página de Encontrando a un Abogado para pedirle un consejo legal.

También puede buscar apoyo y terapia para sí mismo/a, por el trauma que resulta de la agresión.  La agresión sexual, no importa cuándo ocurre, puede cambiar su vida.  Puede cambiar cómo se ve a sí mismo/a y cómo ve a otros/as y también influir sus relaciones íntimas.  Puede que experimente cambios en sus patrones de dormir o de comer.  Puede tener pesadillas o pensamientos aterradores sobre la agresión o la violación.  Puede que ciertos sonidos, olores u otras experiencias sensoriales provoquen estos sentimientos y temores.   Es posible que tenga miedo de estar solo/a o de estar rodeado/a de mucha gente.  También es posible que todavía tenga miedo de que el/la agresor/a le haya pasado una enfermedad transmitida sexualmente que no se podía detectar inmediatamente después de la agresión.

Si la agresión fue por un/a conocido/a o por un/a desconocido/a, igualmente podría ser difícil lidiar con los efectos de la agresión aun muchos años después.  Mientras el tiempo pasa, puede ocurrir una variedad de sentimientos, pensamientos y reacciones a lo que ha pasado que no ocurrieron inmediatamente después de la agresión – muchas víctimas de violación y agresión sexual los tienen.  Sean lo que sean las circunstancias, sus reacciones o sus temores, hay apoyo y ayuda disponibles para usted.  El personal del programa local de crisis por violación o agresión sexual puede ayudarle sin importar si decide denunciar la agresión a la policía o no.1

Si cree que necesita apoyo, puede considerar:

1 Vea la Alianza de NYC Contra la Agresión Sexual

¿A quién puedo llamar para ayuda?

Hay varias organizaciones a las que puede llamar si usted es víctima de una agresión sexual o cree que es posible que alguien vaya a agredirle sexualmente:

  • La Red Nacional de Violación, Abuso e Incesto (RAINN) al 1-800-656-HOPE (4673) - es una línea de crisis que provee ayuda gratuita, confidencial y está abierta las 24 horas del día.
  • La Línea de Crisis Nacional de Violencia Doméstica 1-800-799-SAFE (7233) o 1-800-787-3244 (TTY) para apoyo, refugio, planificación de seguridad o recomendaciones para otros servicios - es gratuita, confidencial y está abierta las 24 horas del día.
  • Si piensa que un/a niño/a a quien conoce está siendo abusado/a sexualmente, puede llamar a la Línea Nacional de Abuso Infantil Childhelp USA para consejos e información.  Esto no es lo mismo que denunciar el abuso - el propósito es darle información sobre las opciones disponibles. 1-800-4-A-CHILD (422-4453) - es gratuita, confidencial y está abierta las 24 horas.
  • La mayoría de los estados tienen centros de crisis de violación locales, que pueden ayudarle con asuntos como consejería y navegar el sistema criminal de justicia.  Visite los recursos estatales de RAINN para una lista de centros.
  • Para la agresión sexual relacionada a las fuerzas armadas, usted puede encontrar recursos del Programa de Prevención y Repuesta del Departamento de Defensa. 
  • Para ayuda con información legal, contacte a la Línea Informativa por Email de WomensLaw.org.

Nota: Dependiendo a quién le reporte la agresión, si envuelve a un/a menor, puede que hayan requisitos de reporte obligatorio para víctimas menores de edad.  Muchos estados requieren que los/as profesionales de la salud, oficiales de la escuela, y consejeros/as reporten cualquier acusación de una agresión sexual, violación, o contacto sexual ilegal al servicio de protección de menores y/o a la policía, si la víctima es menor de edad.  Los requisitos de reporte obligatorio varían por estado.  Puede buscar las leyes específicas de su estado on relación a los requisitos de reporte obligatorio para menores en la Base de Datos Legales de RAINN.  Si es una menor y quiere hablar con un/a adulto/a acerca de una agresión o abuso sexual sin que sea reportado a la policía o al servicio de protección de menores, puede ser una buena idea preguntarle a el/la adulto/a si tiene una obligación de hacer un reporte antes de hablar con él/ella.  Si dice que sí, puede preguntarle si le puede referir a alguien con quien pueda hablar confidencialmente (que no tiene la obligación de hacer un reporte).  En la alternativa, quizás puede querer llamar de forma anónima a una línea de crisis estatal o nacional sin dar ninguna información de identificación suya.

Si tiene alguna pregunta específica sobre los requisitos del reporte obligatorio en su estado, puede escribirnos un correo electrónico a nuestra Línea Informativa por Email o contactar a RAINN.

No estoy lista para reportar la agresión sexual en este momento, pero es posible que esté lista más adelante. ¿Qué necesito saber?

Si usted fue víctima de una agresión sexual recientemente, es posible que sienta que no está listo/a para elegir alguna de las opciones para realizar una denuncia, cuya explicación se encuentra en ¿Cuáles son mis opciones para realizar una denuncia? Sin embargo, si cree que algún momento más adelante puede cambiar de parecer, existen una serie de pasos que usted puede seguir ahora para ayudar con cualquier investigación o demanda futura. Aquí presentamos algunas acciones que posiblemente quiera considerar para ayudar a establecer la línea cronológica del momento en el que ocurrió la agresión sexual.

  • Diríjase al hospital de inmediato luego de la agresión sexual para someterse a un examen forense por violación (en inglés conocido como un “rape kit”). Para someterse a un examen por violación no es necesario que haga una denuncia criminal (aunque algunas leyes estatales pueden requerirle a los/as profesionales de la salud que informen incidentes de crímenes violentos a la policía o al departamento de salud). Las organizaciones como RAINN describen el proceso para hacer un examen forense de agresión sexual. Luego de completar el examen de violación en el hospital o consultorio médico, asegúrese de obtener información del/de la examinador/a forense de agresión sexual, enfermero/a o médico/a sobre qué hacer para recibir información sobre el estatus de su examen de violación. Pregúnteles cómo puede encontrar su examen si cambia de parecer y decide presentar cargos criminales. Pregúnteles cuánto tiempo tiene antes de que el examen de violación se destruya (algunos estados conservan el examen durante solo seis meses, por ejemplo). Si desea que el examen de violación esté disponible durante más tiempo que el periodo promedio, puede preguntar cómo solicitar una extensión para que su examen de violación se conserve.
  • Considere hacer un “informe anónimo“ a la policía. En algunos estados, usted puede realizar un “informe anónimo” en el departamento policial, que es una denuncia anónima en el que la policía registra su explicación de los hechos pero no lleva a cabo una investigación. Si en algún momento cambia de parecer y decide hacer una denuncia criminal, el ”informe anónimo” puede convertirse en un informe oficial e investigarse (siempre que no se haya vencido el plazo de tiempo que la ley permite para este tipo de casos). El beneficio de un informe anónimo es que usted habrá informado todo de inmediato mientras aún lo recuerda con claridad y existe un riesgo menor de omitir detalles importantes que si usted hiciera el informe después de transcurrido un tiempo significativo desde la agresión sexual. RAINN cuenta con una lista de recomendaciones y consejos para realizar informes y comunicarse con la policía. Nota: Si usted es estudiante universitario/a, podrá informar la agresión sexual a su coordinador/a de Título IX o a la administración, pero pida que no se haga ninguna investigación ni se tome medida alguna. Deberá verificar en su universidad cuáles son sus opciones.
  • Escriba un informe detallado sobre lo que ocurrió y guárdelo en un lugar seguro. Si su estado no le permite presentar un “informe anónimo” en la policía, o si elige no involucrarse con la policía, escriba un informe detallado de lo que recuerda que sucedió y guárdelo en un lugar seguro. Incluya toda la información que pueda, inclusive cualquier testigo que pueda haber estado presente antes, durante o después de la agresión, la hora en que tuvo lugar el ataque (“assault”), la apariencia del/ de la delincuente, su vestimenta, lo que dijo, etc.; los actos específicos que realizó o lo/la obligó a hacer el/la delincuente y cualquier otra cosa que usted considere importante.
  • Guarde cualquier cosa que esté asociada con la agresión, sin lavarlo. Guarde cualquier prenda que usted llevara puesta, cualquier prenda que el/la delincuente pudo haber dejado en la escena, toallas o sábanas que se utilizaron durante la agresión sexual, latas, botellas o vasos que el/la delincuente haya desechado, preservativos o cualquier otra cosa que usted crea que pueda servir como evidencia para un caso en el futuro. Puede colocar cada elemento en una bolsa de papel sellada y guardarlo en un armario. Recuerde no lavar nada que pueda contener evidencia de fluidos corporales o ADN.1

1 Parte de esta información se tomó del sitio web RAINN.

¿Qué opciones tengo para hacer una denuncia?

El camino para lograr que se haga “justicia” después de una agresión sexual puede ser diferente para cada víctima. Hay quienes podrán elegir presentar cargos criminales, iniciar demandas judiciales por daños y perjuicios monetarios, solicitar órdenes de protección civil y/o presentar denuncias ante sus universidades u otras instituciones educativas. Otras víctimas podrán elegir no llevar a cabo ninguna de estas opciones. Además de encontrar justicia, las víctimas de agresión sexual también podrán querer información sobre cómo cuidar su propio bienestar emocional y trabajar para recuperarse del trauma que han experimentado. Cualquiera de las opciones que se citan a continuación pueden aplicarse de manera independiente o, posiblemente, al mismo tiempo.

Acciones criminales:

Es posible que algunas víctimas de violencia sexual deseen contar con un/a fiscal para iniciar una acción criminal en contra de la/s persona/s que la victimizó. Por lo general, el proceso criminal comienza con una victima que informa el incidente a la policía y el/la fiscal determinará si la evidencia es suficiente para iniciar un caso criminal. Cada estado define los crímenes de violencia sexual, incluido el maltrato y la agresión sexual de una forma diferente y tiene distintas leyes sobre hasta cuánto tiempo después se puede presentar la denuncia (prescripción). Usted puede consultar los crímenes en su estado específico o en nuestra página de Crímenes.

La Red Nacional sobre Violación, Maltrato e Incesto (RAINN, por sus siglas en inglés) brinda información sobre cómo informar a la policía y qué esperar de un juicio penal, que puede ayudarlo/a a decidir si presentar una denuncia o no. Si necesita asistencia legal, puede encontrar recursos legales para su estado específico en nuestra página de Encontrando a un Abogado. Además, la organización Conozca su IX (Know your IX), tiene una lista de recursos legales gratuitos y pro bono que pueden ayudarle.

Demanda civil por indemnización monetaria por daños y perjuicios:

Algunos/as sobrevivientes de violencia sexual pueden decidir presentar una demanda civil por daños y perjuicios monetarios contra los/as delincuentes de violencia sexual. A diferencia de una investigación criminal, una demanda civil es una acción legal privada que usted inicia. Las acciones legales, por lo general, requieren un nivel de evidencia más bajo (preponderancia de la prueba) que los casos penales (más allá de la duda razonable). Es posible que usted quiera iniciar una demanda civil por daños y perjuicios compensatorios (dinero por los daños o lesiones que sufrió a causa de la agresión sexual) y posiblemente daños y perjuicios punitivos, que están destinados a castigar a el/la demandado/a.

Las demandas civiles pueden tardar años en resolverse y nada le garantiza que ganará. No obstante, es posible que algunos/as sobrevivientes prefieran iniciar una demanda civil en lugar de un juicio criminal. La Coalición de Programas de Agresión Sexual de Washington ha compilado una guía para el/la sobreviviente para iniciar una demanda civil, que brinda más información sobre las demandas civiles y sus pros y contras. Si usted necesita asistencia legal para presentar una demanda civil, puede buscar en el servicio de referido legal de la asociación de abogados para contactarse con abogados locales en nuestra página Encontrando a un Abogado. Además, la organización Conozca su IX (Know your IX) tiene una lista de recursos legales gratuitos y pro bono que pueden ser de ayuda.

Orden de protección civil:

Las víctimas de agresión sexual pueden elegir presentar una orden de protección civil como una medida de protección para intentar mantener a el/la delincuente alejado/a y prohibir cualquier contacto. Por lo general, alguien que solicita una orden puede conseguir que se emita una orden inmediata y temporal (ex parte) y luego, habrá una audiencia en la que el/la acusado/a tiene derecho a estar presente para defenderse contra la orden que se está emitiendo. Para leer sobre las opciones de orden de protección en su estado, visite nuestra página Órdenes de Restricción.

Denuncias en instituciones educativas:

Numerosas leyes federales requieren que las instituciones educativas, incluidos los distritos escolares locales, las instituciones de enseñanza superior, las escuelas subvencionadas, las escuelas privadas, las bibliotecas y los museos, tomen las medidas necesarias tanto para prevenir la violencia sexual como para trabajar con las denuncias de violencia sexual. Si usted está inscrito/a en la escuela y denuncia una agresión sexual en la escuela, la ley federal exige que su escuela cuente con políticas y procedimientos establecidos para trabajar las denuncias de violencia sexual, inclusive un proceso para investigar y sancionar a los/as delincuentes denunciados por violencia sexual. A la institución educativa a la que usted está asistiendo y a la cual usted le ha informado una agresión sexual también debe brindar asistencia emocional, médica y académica y alojamiento tras una denuncia de violencia sexual.

Los/as sobrevivientes podrán elegir presentar denuncias ante sus instituciones educativas cuando desean obtener una resolución relativamente rápida (en comparación con un caso civil o criminal) o si no quieren pasar por el sistema de justicia criminal. A las instituciones educativas se les exige resolver las denuncias de violencia sexual dentro de algunos meses y deben proveer medidas intermediarias tales como órdenes que prohíban el contacto entre la víctima y el/la delincuente. Sin embargo, el nivel de habilidad y compasión con el que la institución maneja la acusación de agresión sexual, la capacitación brindadas a los/as encargados/as y la gravedad de la pena para el/la delincuente pueden variar mucho entre escuelas. La organización Know Your IX puede ser un recurso útil para ayudarlo/la a decidir si presentar una denuncia en su institución educativa. Usted también podrá considerar hablar con un/a intercesor/a, abogado/a o asesor/a para que lo/la ayude a decidir si presentar una denuncia ante su escuela.

Para más información sobre el Título IX y agresiones sexuales en el campus, consulte nuestra página ¿Qué puedo hacer si soy víctima de agresión sexual en mi escuela o universidad?

¿Qué puedo hacer si soy víctima de agresión sexual en mi escuela o universidad?

Hay varias leyes federales que requieren que las instituciones educativas, incluyendo los distritos escolares locales, las instituciones post-secundarias, las escuelas charter, las escuelas/universidades con fines de lucro, las bibliotecas y museos tomen pasos para prevenir la violencia sexual y también abordar las denuncias de violencia sexual. La organización Conoce tu IX (Know your IX) tiene información que le podría ayudar a aprender las leyes que le protegen en las instituciones educativas y los recursos disponibles para usted. Además, la organización Detener el Acoso Sexual en las Escuelas, provee recursos que trabajan con el acoso y la agresión sexual en las escuelas. También puede encontrar recursos legales en nuestra página Encontrando a un Abogado.

Información adicional

¿Dónde puedo encontrar ayuda para hombres-víctimas de la agresión sexual?

La mayoría de las agresiones sexuales son por hombres en contra de mujeres. Sin embargo, 1 de cada 10 hombres es víctima de una agresión sexual. Usualmente a las personas se les hace difícil reconocer que un hombre puede ser víctima de agresiones sexuales. Por eso, los hombres tienen mucha dificultad en aceptar su propia condición de víctimas y retrasan cualquier intento de buscar ayuda.

Aunque toda la información incluida en esta y otras páginas es relevante tanto para hombres como para mujeres, los hombres víctimas de agresión sexual enfrentan asuntos particulares. Para obtener información específica sobre hombres que son víctimas de agresión sexual y las barreras que tienen que enfrentar, puede ver los enlaces que le damos a continuación:

¿Dónde puedo encontrar más información sobre la agresión sexual?

¿Dónde puedo leer historias sobre otras víctimas que se están recuperando de la agresión sexual?