Información Legal: Oklahoma

Leyes Estatales de Armas de Fuego

Actualizada: 
1 de diciembre de 2020

¿Hay algo que puedo hacer para que sea más probable que se le quite el arma al agresor una vez que obtenga una orden de protección?

Aunque no es necesario que esté escrito en su orden que el agresor no puede poseer, comprar o tener un arma para que la ley se cumpla, podría hacerlo más fácil si está escrito. La ley estatal de Oklahoma específicamente dice que una persona que tiene una orden en contra suya no puede tener, poseer o comprar un arma. Sin embargo, no siempre es claro para la policía que el arma de su agresor tiene que ser confiscada cuando la orden es emitida. Hay varios pasos que usted puede intentar a tomar para hacerlo más claro:

  1. Si su agresor tiene un arma, dígale al juez cuantas armas tiene, y si alguna vez la ha amenazado con un arma(s);
  2. Pídale al juez que escriba específicamente en su orden que el agresor no puede poseer, comprar o tener un arma mientras que la orden esté vigente; y
  3. Antes de dejar la sala de justicia, asegúrese que la restricción de arma está escrita en su orden.

Puede también ser de ayuda si el juez le explica qué va a suceder con las armas de su agresor, quién se las va a llevar, y a donde se van a guardar una vez que usted abandone la sala de justicia. Si el juez está de acuerdo de añadir las palabras de que el agresor no puede quedarse con sus armas mientras que la orden está vigente, usted tambien le puede pedir al juez lo siguiente:

  • Obligue al agresor a entregar sus armas a la policía, o requiera que la policía vaya a la casa del agresor a buscarlas;
  • Le deje claro a usted y al agresor por cuanto tiempo las armas van a mantenerse lejos del agresor; y
  • Ordene a la policía que le notifique cuando las armas son regresadas al agresor.

WomensLaw no es solamente para mujeres. Servimos y apoyamos a todos/as los/as sobrevivientes no importa su sexo o género.