WomensLaw no es solamente para mujeres. Servimos y apoyamos a todos/as los/as sobrevivientes no importa su sexo o género.

Importante: Aun si las cortes están cerradas puede haber una forma para pedir una orden de protección y recursos de emergencia. Vea las Cortes y el COVID-19.

Sobre el Maltrato

Víctimas LGBTQIA

Actualizada: 
12 de septiembre de 2018

¿Cuáles son las barreras únicas que podrían enfrentar las víctimas LGBTQ para encontrar ayuda?

Es posible que víctimas LGBTQ de violencia doméstica tengan que superar la homofobia y/o la transfobia cuando intentan encontrar ayuda por la violencia doméstica que están sufriendo. A continuación, algunos de los obstáculos más comunes:

  • Falta de servicios específicos. Son pocos los albergues para víctimas de violencia doméstica y las organizaciones que ofrecen programas orientados específicamente a las relaciones LGBTQ. Es posible que las víctimas sientan que tienen que mentir en el albergue para ocultar su identidad, o que se vean forzadas por el albergue a “asumirse” (decir en el albergue cuál es su orientación sexual) para que los/las ayuden. Además, es posible que no todos los/las proveedores/as de servicios estén totalmente al tanto de los problemas específicos de las relaciones LGBTQ. Esta falta de conocimiento podría hacer que los/las proveedores/as digan o tengan conductas homofóbicas o transfóbicas.
  • Discriminación por parte de la policía. Las víctimas LGBTQ con frecuencia tienen que lidiar con mitos culturales cuando interactúan con la policía. Por ejemplo, algunos/as oficiales de la policía podrían creer que el maltrato en las relaciones entre personas del mismo sexo es mutuo (que ambas partes se golpean entre sí) o que el maltrato no puede ocurrir en relaciones entre personas del mismo sexo. Este mito podría resultar en que tanto la víctima como el/la agresor/a sean arrestados/as si se llama a la policía. También es posible que un/a sobreviviente LGBTQ tema que revelar el maltrato se proyectará mal sobre toda las personas LGBTQ o que promoverá los prejuicios anti-LGBTQ.
  • Falta de recursos para las personas LGBTQ. La homofobia y la transfobia podrían hacer que sea más difícil para las personas LGBTQ encontrar vivienda, empleo o atención médica porque en algunos estados no es ilegal discriminar en contra de una persona LGBTQ. Cuando una víctima no puede acceder a los recursos, es posible que dependa en mayor medida de los/las agresores/as. Además, algunos estados no permiten que las víctimas obtengan órdenes de restricción contra el/la agresor/a si este/a es del mismo género, a menos que ambos/as estén/hayan estado casados/as. Consulte ¿Puedo obtener una orden de restricción contra mi pareja del mismo sexo? para obtener más información.
  • Aislamiento. Si la víctima no conoce muchas personas de la comunidad LGBTQ además de el/la agresor/a, podría sentirse aislada y sentir temor de abandonar la relación. Puede resultarle especialmente difícil encontrar apoyo si la víctima vive en algún lugar donde hay pocos recursos de apoyo para individuos LGBTQ.1

A pesar de estos inconvenientes, hay lugares donde se puede encontrar ayuda. Para encontrar una lista de los recursos locales y nacionales especializados en violencia doméstica LGBTQ o relacionados con la comunidad LGBTQ, consulte nuestra página Organizaciones Nacionales/LGBTQ.

1 Esta información ha sido adaptada de la Coalición Nacional Contra Violencia Doméstica.