WomensLaw no es solamente para mujeres. Servimos y apoyamos a todos/as los/as sobrevivientes no importa su sexo o género.

Sobre el Maltrato

El Maltrato Usando la Tecnología

Ver Todo
Actualizada: 
11 de agosto de 2016

Aunque el acecho cibernético y acoso cibernético pueden ser cometido por un/a desconocido/a, frecuentemente son cometido por un/a conocido/a. La mayoría del tiempo el acecho cibernético o acoso cibernético es cometido por una pareja íntima actual o anterior y el acecho cibernético o acoso cibernético puede empezar o empeorar cuando termina la relación.

¿Qué es el acecho cibernético?

El acecho cibernético o ciberacecho es un término que se refiere al mal uso del Internet o de otra tecnología para acechar y acosar a alguien. Puede que un/a acechador/a le contacte por correo electrónico, por las redes sociales, por una app para mensajes, o por otros sitios/espacios en línea. También es posible que la persona publique mensajes sobre usted, comparta su información personal o fotos de usted en línea para acosar o causarle miedo. Es posible que algunos/as acechadores/as utilicen la tecnología para saber dónde está usted o seguir su ubicación y monitorear lo que hace en (o fuera) del Internet.

Aun si su estado no tiene una ley criminal específicamente en contra del "acecho cibernético", en la mayoría de los estados, el acto de contactar o acosar a una persona repetidamente por el Internet o por otra tecnología se puede considerar un delito bajo las leyes estatales de acecho o acoso. Es importante saber que aun si originalmente no le preocupaba que esa persona le contactara, si su comportamiento empieza a darle miedo, se puede considerar acecho/acecho cibernético. Para leer las leyes específicas de su estado, puede ir a nuestra página de Crímenes para su estado.

¿Qué es el acoso cibernético?

El acoso cibernético es conducta maltratante que ocurre en el Internet (por email, mensajes, las redes sociales, los sitios web de citas y otras plataformas). Los/las agresores/as que cometen el acoso cibernético frecuentemente lo hacen para hacer que usted se sienta inseguro/a, humillado/a, asustado/a o angustiado/a emocionalmente. Es posible que estén tratando de avergonzarle públicamente, acosarle sexualmente, amenazarle, publicar su información privada en línea ("dox"), intimidarle, ofenderle o acosarle de otra manera. En una relación donde hay violencia doméstica o acecho, es posible que la persona maltratante haga estas cosas para mantener poder y control sobre usted. Dependiendo del comportamiento de el/la agresor/a, es posible que haya leyes en su estado para protegerle.

Vea las siguientes secciones para aprender más sobre el acoso cibernético y las leyes que posiblemente pueden protegerle. También pueden visitar nuestra página de Crímenes para su estado para leer las leyes de su estado relacionadas al acoso.

¿Cómo es diferente el acoso cibernético del acecho cibernético?

El acoso cibernético y el acecho cibernético son similares y frecuentemente ocurren al mismo tiempo, pero las leyes que cubren cada uno pueden ser diferentes.

Las leyes relacionadas al acecho cibernético típicamente requieren probar que los comportamientos acosadores de el/la agresor/a le hicieron tener miedo de que usted u otra persona estaba en peligro inmediato de daño físico, y que el/la agresor/a sabía que sus acciones le harían sentir así. Las leyes relacionadas al acecho cibernético también usualmente requieren pruebas de que el/la agresor/a llevo a cabo un "patrón de conducta" (más de un incidente).

Es posible que las leyes del acoso cibernético cubran una definición más amplia del comportamiento maltratante. Muchas leyes del acoso cibernético pueden cubrir sólo un incidente y es posible que no requieran pruebas de que el/la agresor/a sabía o debía saber que sus acciones le darían miedo. Pero, es posible que bajo algunas leyes de acoso cibernético sea necesario probar que el/la agresor/a quería molestarle o asustarle (o debía haber sabido que sus acciones le molestarían o le asustarían), y/o que no tenía "ningún propósito legítimo" por sus acciones. Para ver cómo su estado define el acoso, puede leer el lenguaje de la ley en nuestra página de Crímenes. Nota: No todos los estados tienen un delito llamado "acoso", pero en WomensLaw.org tenemos una lista de los delitos similares para cada estado.

¿Cuáles son algunas maneras específicas en las que un agresor puede acosarme en línea? ¿Qué leyes pueden protegerme?

Hay muchas maneras en las que un/a agresor/a puede utilizar mal la tecnología para acosarle. A continuación definimos algunos de estos comportamientos maltratantes y describimos las leyes criminales que posiblemente tratan con estas conductas. Puede que también sea elegible para una orden de restricción en su estado si es víctima del acoso. Vea la página de Órdenes de Restricción de su estado para aprender más.

ACOSO

El acoso es cuando alguien le contacta o hace algo que le hace sentir enojado/a o asustado/a. Algunos estados requieren que el/la agresor/a le contacte repetidamente, pero algunas leyes cubren un solo incidente acosador. También, algunos estados tratan el comportamiento acosador en sus leyes de acecho, pero es posible que otros también tengan otra ley de acoso. Vea ¿Cómo es diferente el acoso cibernético del acecho cibernético? para aprender cómo el acoso cibernético es diferente del acecho cibernético. Para leer el lenguaje específico de las leyes que aplican al acoso en su estado, vaya a nuestra página de Crímenes. Nota: No todos los estados tienen un delito llamado "acoso", pero en WomensLaw.org tenemos una lista de los delitos similares en cada estado.

AMENAZAS

Una amenaza es cuando alguien ha comunicado, mediante palabras o imágenes, que va a causarle daño a usted o a otra persona, o que va a cometer un crimen en su contra o en contra de otra persona. Algunos ejemplos incluyen amenazas de matar, agredir físicamente o sexualmente, o secuestrarle a usted o a su hijo/a. Las amenazas también pueden incluir amenazas de suicidarse. Las leyes criminales relacionadas a amenazas de muchos estados no mencionan específicamente el uso de tecnología, sólo requieren que se comunique la amenaza de alguna manera (podría ser personalmente, por teléfono, por mensajes de texto, por email, por aplicaciones de mensajes o por las redes sociales). No es necesario que las amenazas en línea incluyan palabras – una foto de el/la agresor/a con una pistola, publicada en la página de Facebook, podría ser considerada una amenaza.

"DOXING"

"Doxing" es cuando alguien busca y publica su información privada/identificable en línea para asustarle, humillarle, dañarle físicamente o chantajearle (y por otras razones). La información que publica podría incluir su nombre y/o apellido, dirección, número de teléfono, dirección de email, fotos, sus finanzas, los nombres/apellidos de sus parientes u otras cosas. Es posible que un/a agresor/a ya sepa esta información o que busque su información en línea utilizando motores de búsqueda o las redes sociales. Los/las agresores/as también podrían conseguir información sobre usted al hackear sus aparatos o cuentas. A veces es posible que hasta contacten a sus amigos/as o parientes haciéndose pasar por usted o por un/a amigo/a suyo/a para conseguir más información sobre usted. La persona maltratante podría publicar su información en línea para asustarle, humillarle, dañarle físicamente o chantajearle (o por otras razones).

"Doxing" es una táctica común de acosadores/as en el Internet y es posible que un/a agresor/a utilice la información que aprende sobre usted a través del "doxing" para hacerse pasar por usted y pedirles a otros/as que le acosen o le agredan. Vea nuestra página de Suplantación de identidad para aprender más sobre esta forma de maltrato. Puede que no haya una ley en su estado que específicamente identifique el "doxing" como crimen, pero es posible que este comportamiento caiga bajo las leyes de acecho, acoso o de amenazas criminales de su estado.

HOSTIGAMIENTO ("BULLYING") CIBERNÉTICO

El hostigamiento o bullying cibernético es comportamiento no deseado y frecuentemente agresivo, dirigido a una persona específica que incluye el uso de aparatos tecnológicos y métodos electrónicos de comunicación. Un/a hostigador/a cibernético/a podría utilizar un teléfono para enviarle repetidamente mensajes de texto ofensivos, insultantes, crueles o amenazadores, o podría utilizar las redes sociales para publicar chisme o compartir información personal sobre usted. No todos los estados tienen leyes sobre el hostigamiento cibernético, y muchos de los estados que sí las tienen especifican que sólo aplican a estudiantes o menores (puesto que el "bullying" típicamente ocurre entre niños/as y adolescentes). Además, no todos los estados criminalizan el hostigamiento cibernético sino que requieren que las escuelas tengan políticas para trabajar todas las formas de hostigamiento entre los/las estudiantes. Si está experimentando hostigamiento cibernético y su estado no tiene una ley específica para esto, es posible que el comportamiento de el/la agresor/a esté prohibido bajo las leyes de acecho o acoso de su estado. Además, incluso si su estado sí tiene una ley de hostigamiento cibernético, es posible que las leyes de acecho o acoso de su estado también le protejan.

Si es estudiante que experimenta maltrato en línea cometido por alguien con quien tenía una relación romántica y las leyes de violencia doméstica, acecho o acoso de su estado no cubran el tipo de maltrato específico que está experimentando, puede que quiera averiguar si su estado tiene una ley de hostigamiento cibernético que aplique. Por ejemplo, si un/a agresor/a comparte una imagen íntima de usted sin su consentimiento y su estado no tiene una ley de sexting o de compartir imágenes sin consentimiento, podría ver si su estado tiene una ley o política de hostigamiento cibernético que prohíba el comportamiento.

Puede encontrar las leyes de hostigamiento cibernético en el sitio web del Centro de Investigación sobre el Hostigamiento Cibernético y en stopbullying.gov (en inglés).

Si es víctima de acoso cibernético, generalmente es una buena idea apuntar el contacto que un/a acosador/a tenga con usted. Puede encontrar más información sobre cómo documentar el maltrato tecnológico en nuestra página de Documentar/Guardar Evidencia. También es posible que pueda cambiar los ajustes de sus perfiles en línea para prohibir que un/a agresor/a utilice ciertas frases o palabras amenazantes. Puede aprender más sobre estas protecciones en el blog de Seguridad con la Tecnología del Proyecto Red de Seguridad (Safety Net). También puede encontrar recursos legales en su estado en nuestra página de Encontrando a un Abogado.

¿Puedo obtener una orden de restricción basada en el acecho cibernético o el acoso cibernético?

En muchos estados, usted puede solicitar una orden de restricción en contra de alguien que le haya acechado o acosado, aunque usted no tenga una relación específica con esa persona. Además, la mayoría de estados incluyen el acecho como una razón para obtener una orden de restricción en contra de la violencia doméstica (y algunos incluyen el acoso). Por favor, mire las páginas de Órdenes de Restricción de su estado para ver cuáles tipos de órdenes de protección existen y cuál aplica a su situación.

Aunque su estado no tenga una orden de restricción específica para el acecho o acoso y usted no califique para una orden de protección en contra de la violencia doméstica, puede obtener una del tribunal penal si se arresta a el/la acechador/a o acosador/a. Teniendo en cuenta que el acecho es un delito (y en algunos estados, el acoso también), la policía puede arrestar a alguien que la haya estado acechando o acosando. En general, anotar cualquier tipo de contacto que el/la acechador/a o acosador/a haya establecido con usted es buena idea. Puede anotar cualquier llamada, si él/ella ha pasado con el coche, mensajes de texto o de voz, emails (imprima lo que pueda, con los encabezamientos incluyendo la fecha y la hora si fuera posible), o cualquier cosa que el/la acechador/a o acosador/a haga para acosarle o que le haga tener miedo. El Centro de Recursos sobre el Acecho (Stalking Resource Center) tiene un diario de incidentes de acecho (en inglés) que puede utilizar para guardar esta información. Safety Net, un proyecto de la Red Nacional para Eliminar la Violencia Doméstica (NNEDV, por sus siglas en inglés), tiene un modelo de un diario de incidentes de ciberacecho (en inglés) con claves de cómo mejor documentar la evidencia de maltrato tecnológico.

Con o sin una orden de restricción, hay cosas que usted puede hacer para intentar estar a salvo. Vaya a nuestra página de Consejos para Víctimas de Acecho para obtener más información.

¿Dónde puedo obtener más información?

Aquí tiene dos recursos que puede mirar (en inglés):

  • Safety Net, un proyecto de la Red Nacional para Eliminar la Violencia Doméstica que se especializa en la seguridad en la tecnología. Su Blog de Seguridad Tecnológica (en inglés) tiene información y recursos adicionales para víctimas del maltrato tecnológico. (Algunas de las herramientas y noticias están en disponibles en español).
  • También puede contactar a alguien del Centro de Recursos sobre el Acecho del Centro Nacional para Víctimas de Delitos (National Center for Victims of Crime's Stalking Resource Center) al número de teléfono 1-800-FYI-CALL o gethelpatncvc.org. Este Centro de Recursos sobre el Acecho también tiene información en su página web sobre el acecho y el acecho cibernético, así como consejos y recursos.